España, una potencia fotovoltaica a nivel internacional

El crecimiento de las energías renovables en España es un hecho imparable en la actualidad, especialmente, en la industria solar fotovoltaica

Son muchos los motivos por los que España es y evolucionará siendo una potencia fotovoltaica a nivel internacional. 

Entre esas razones cabe destacar que España es uno de los países con mayor cantidad de horas de sol, a lo que se suma el compromiso y el apoyo europeo de cara a aumentar la autonomía energética. La eliminación de barreras legales y los incentivos fiscales también juegan un papel importante a la hora de empujar este sobresaliente crecimiento.

Roneria Santa Clara 1

Situación actual en España dentro del sector fotovoltaico 

Tras la crisis sanitaria mundial surgida el mes de marzo de 2020, las altas expectativas nacionales del crecimiento del sector fotovoltaico disminuyeron. No obstante, los datos resultaron positivos en comparación con otros sectores. La instalación de MV aumentó en un 30%, destacando las de carácter doméstico con finalidad de autoconsumo

Este crecimiento, que podría resultar sospechoso dadas las circunstancias poco favorables, en realidad es totalmente razonable dado el ahorro que suponen estas instalaciones y la reducción que, año tras año, se da en los costes de una instalación energética

En consecuencia, la amortización de las instalaciones fotovoltaicas es un hecho que impulsa potencialmente a este tipo de inversiones. En este sentido, cabe destacar que la media de amortización en este tipo de instalaciones se estima en diez años para particulares y cinco para empresas.

España cuenta actualmente con plantas solares de referencia entre las que destaca ‘Núñez de Balboa’, la planta fotovoltaica más grande de Europa, construida en Badajoz y con una capacidad de abastecimiento a 250.000 personas de forma anual.

Por tanto, 2021 se define, bajo previsiones, como el año del nuevo “boom” en energías renovables en Europa y, concretamente, en España, que lidera el mercado de energía solar. 

En esta estimación se tienen en cuenta inversiones europeas superiores a 60.000 millones de euros en el sector, que irán expulsando progresivamente a otras tecnologías más contaminantes a la hora de producirse, distribuirse y consumirse.

Gulpiyuri 100 Cabecera

El futuro de la energía solar en España

Dentro del contexto de la transición energética, a día de hoy, la energía se visualiza como la mejor alternativa de cara al futuro para conseguir la independencia energética en hogares y en empresas. Se prevé que en un futuro, el 83% de hogares de Europa se podrán ver abastecidos por esta energía renovable a través de placas fotovoltaicas. 

El gobierno español estima que en el año 2030 la energía solar fotovoltaica dominará España gracias a ser la más barata y económica, por ello, todas las tecnologías de generación se verán compitiendo con ella. 

La era del autoconsumo

Por último, cabe destacar el concepto de autoconsumo fotovoltaico dentro del futuro de las energías renovables en el país. Esta práctica, paralela a la red eléctrica, consiste en la instalación de paneles solares en hogares con el objetivo de consumir su propia electricidad y reducir las emisiones nocivas al medioambiente. 

Esta tendencia fue impulsada por algunas regulaciones aprobadas recientemente en España, a través de las cuales se permitían pequeñas instalaciones para particulares de cara a consumir su propia electricidad. 

Pero no fue hasta 2018 cuando se produjo la derogación del conocido como “impuesto al sol”, cuando se comenzó a apreciar un notable incremento en este modelo de energía.

Nueva llamada a la acción