Razones para elegir un sistema de bombeo solar

El bombeo solar consiste en la extracción de agua de un pozo o estanque a través de una bomba hidráulica alimentada por energía solar.

 

El bombeo de agua con paneles solares es uno de los sistemas de irrigación que más se está expandiendo hoy en día en distintas áreas del mundo. Sus múltiples ventajas económicas y medioambientales lo convierten en un elemento imprescindible para combinar sostenibilidad y ahorro económica.

 

Razones para elegir un sistema de bombeo solar

 

Pese a que es especialmente utilizado en el sector agrario, su funcionalidad le permite ser utilizado en múltiples aplicaciones. Ya sea a través de una bomba de agua solar como de una bomba de agua tradicional con variador, son cada vez más las instalaciones que están optando por esta maner de extraer agua de pozos e irrigar.

 

Autonomía energética

 

En el caso de optar por instalaciones fotovoltaicas aisladas, conseguiremos ser totalmente independientes del suministro de red eléctrico corriente. De esta manera seremos inmunes a las subidas de precio, a los fallos del sistema y podremos ajustar nuestra instalación a las necesidades de bombeo de agua, aumentando su eficiencia.

 

Ahorro económico

 

Los quebraderos de cabeza que producen la subidas en las tarifas de suministro eléctrico dejarán de ser un problema, dado que contaremos con un sistema que se encargará por completo de alimentar la bomba de agua. Además, el mantenimiento es prácticamente nulo, y la larga longevidad de los paneles solares garantiza la amortización de la inversión.

 

Suministro eléctrico en zonas aisladas

 

Ciertas zonas rurales, debido a su ubicación geográfica, no pueden contar con el suministro de la red eléctrica. En estos casos, el bombeo solar se convierte en la única opción para poder extraer el agua necesaria para las actividades agrícolas y ganaderas.

 

Posibilidad de utilizar bombas de agua tradicionales

 

La conversión del bombeo tradicional al bombeo solar es muy sencilla, al no tener que cambiar las bombas de agua que se utilizan. El variador es el componente que permite alimentar las bombas de agua tradicionales con la corriente continua que proporcionan las placas fotovoltaicas, ya se trate de bombas de agua sumergibles o de superficie.

 

Máximo rendimiento cuando más se necesita

 

Además de ser de un sistema limpio, autónomo y que nos permite ahorrar al prescindir de la red eléctrica convencional, el bombeo solar cuenta con la ventaja de que los periodos de máxima demanda de agua (normalmente verano) coinciden con los periodos de máximo rendimiento del sistema, al aumentar las horas y la cantidad de radiación solar que captan los paneles fotovoltaicos.

 

Almacenamiento del excedente

 

La instalación de depósitos de agua permite guardar agua para cuando la demanda de bombeo no pueda verse satisfecha por la energía producida por los paneles. De esta manera, se guardará el excedente en un depósito y no serán necesarias la baterías, un componente que eleva considerablemente la inversión inicial.

 

Energía renovable y ecológica

 

Los paneles solares no producen ningún tipo de residuo y su sustento, el sol, es un recurso infinito. Por ello, tanto la amortización económica como el nulo impacto medioambiental están asegurados.

 

Nueva llamada a la acción